martes, 5 de diciembre de 2017

Salmonetes a la plancha con salsa de lima

El salmonete es un sabrosísimo pescado azul que anima cualquier mesa, pero lo mas importante es el beneficio que nos presta cuidándonos por dentro. Es rico en yodo, calcio potasio y zinc, amén de vitaminas del grupo B, con lo cual regula nuestro metabolismo,  mantiene a raya el colesterol y mejora piel, uñas y cabello.
Confieso que de pequeña no me gustaba, pero se ha convertido en uno de mis preferidos ¡Un auténtico placer en la mesa! Le pongo lima porque el sabor que le aporta es suave y aromático suavizando el conjunto, pero se puede sustituir por naranja si es tu gusto. 
Solos, o sobre un lecho de calabacines y patatas al vapor y regados con su la salsa, resulta un plato exquisito y con un gran sabor. 
Riquísimo y saludable.




















Ingredientes:
  • 1 k de salmonetes medianos
  • 1 guindilla en rodajitas
  • 3 dientes de ajo
  • 2 limas (o una naranja mediana)
  • Aceite de Oliva Virgen Extra.
  • Sal
  • 2 calabacines
  • 2 patatas 
Los salmonetes van a la plancha en sartén pero en papel de horno y quedan perfectos. Este es un consejo del gran cocinero Arzac.

1 . Sacar los lomos de los salmonetes (en la pescadería lo hacen perfecto).
Freír las espinas y cabezas en sartén con aceite de oliva y colar.


2 . Poner los lomos en papel de horno, cortado a su medida, y regado con unas gotas de aceite. 
Colocar el papel en la sartén caliente (seca) a fuego medio y asar 2 minutos por un lado, dar la vuelta al papel, con ayuda de una espátula y asar 1 minuto por ese otro lado
La sal al apartarlos para que queden jugosos.
Los lomos ni se tocan  pues le damos la vuelta al papel.
Recoger el jugo que sueltan y proceder con los demás lomos de salmonetes.
Quedan perfectos.



 3 . Cortar a rodajas las patatas y los calabacines.
Cocer al vapor poniendo primero las patatas y a los 12 minutos los calabacines, hasta que estos estén tiernos pero enteros. Los pongo encima de las patatas. Sal a los dos.


4 . Mientras se hacen las hortalizas, preparar la salsa.
Cortar a rodajitas los ajos y la guindilla y freír, en el aceite reservado de las espinas, hasta que estén algo dorados. Se puede poner algo mas de aceite si resultara insuficiente.
Agregar el zumo de las limas y cocer un poco hasta integrar la salsa .
Añadir sal y el jugo de los salmonetes. Remover. Probar y rectificar.
La salsa adquiere su importancia en el conjunto.
Emplatar poniendo de base los calabacines y las patatas, encima los salmonetes y regar todo con la salsa y los ajitos por encima.  




¡Listo!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por participar.